Una oportunidad tatuada

2:01






Se puede encontrar algo de diversión en cualquier lado. A mi se me apareció por arte de magía el día de amor y amistad. Estaba con una amiga afuera de un centro comercial. Tipíco en unas solteronas como nosotras; acompañandonos mutuamente. 

Salió de una tienda de tatuajes un chico rubio (tatuado por supuesto) ofreciendonos un tatuaje o perforación gratis por la fecha. ¿Como negarse a ese churro? Entramos y allí había otro chico pero moreno, preciso ese le gustó a mi amiga pero me empezó a coquetearme a mi, y el rubio que a mi me gustaba a ella. Era una pequeña confusión que supimos manejar. 
Por señas coincidimos con que los besariamos sin más. Esa complicidad entre amigas y distracción para la tarde. Queriamos sin embargo poner esto un poco interesante y cuando el moreno fue a atender su local las dos empezamos de coquetas con el rubio. 

Qué fácil es engañar a los hombres, ya creía que ibamos a hacer su trío soñado. Sin nungún interés mas que reirnos un rato seguimos con el jueguito que el rubio seguía prefectamente...

El moreno quizá lo supuso, pero no dijo nada. Y cuando los dos estaban distraidos nos escapamos, dejandolos un poco calientes y sin algo de dinero.

En fechas tan románticas como esa, había que hacer algo diferente, como para variar, como para cambiar tradiciones...

ABRIL

You Might Also Like

0 comentarios

Like us on Facebook

Flickr Images

Subscribe