Como anillo al dedo

0:51






¡He vuelto! ¿Me han extrañado? Era por poco tiempo mi retirada, ahora vengo llena de historias que ni se imaginan. 
Esta es de más o menos hace un mes. Empecemos con que estaba tirada en la cama cuando suena el móvil y era Adara inventando algún plan de sábado. Clara se animó y pues, ¡Paulina no le dice que no a la fiesta! 
Maquillaje, tacones y listo. (Ojalá fuera así de rápida, pero que va) Nos encontramos y por suerte para ser invierno hacía una noche esplendida tanto que, una solo llevaba una americana y yo falda sin medias. 

Primero fuimos a una discoteca e inicialmente era "el lugar para la noche". Adara se iba a ver con un tinieblo que resulto para mi gusto un poco elfo, sin ofender, pero estas piernas largas le gustan hombres de su estatura y a ese le faltaba. Después de insistir un poco, nos fuimos para otra discoteca, una que tenía mejor pinta. 
¡A darlo todo! Ya no cabia un alma, y no exagero. Bailamos un poco, pedimos las copas, risas por todas partes porque nosotras así no liguemos la pasamos bien, si o si.
Al rato llegó el jefe de Adara como con muchos pases ya en la cabeza intentando ligarme, pero que va ni de coña. Nos invitó una copa eso si, al rato se fue y ahí empezó lo emocionante.
Un tío primero intentó ligar a Adara, después a mi y lo más gracioso es que a ella le gustaba. Clara estaba algo despechada porque había roto con su Adán así que, ni decir nada al respecto.
Después de miradas y coqueteos ni idea en que momento resulto la querida subida en el reservado. Clara y yo nos piramos un rato (y pobre, la dejamos casi tirada) pero volveriamos eso seguro.
Otro empezó a ligarsela cuando subimos allí, pero ese, ese era el mio y estaba más que escrito.
Fueron unas cuatro palabras y entramos en calor, el beso rompió el hielo y así seguimos toda la noche. Clara bebía, Adara seguía entre el si y el no con el amigo de aquel.

Cerraron la disco, Adara se fue a la final con el guarro, nosotras nos quedamos con los otros. A Clara la empezó casi a acosar uno calvo que lo único que tenía era dinero y hoy lo que necesitabamos era un fisico estimulante. Por mi parte yo estaba más que encantada, este me resultó bien dotado, hasta el punto de obsesionarme, ya quería llevarmelo a la cama, pero ese día no fue porque ¡Joder! ¿Como iba a dejar sola a mi amiga?
Me salió guapo, caballero y por lo visto buen polvo. Cosa que comprobaría semanas después.

El caso es que esa noche tuvo de productiva un 70% (sacando el detalle del jefe loco de Adara)
Este me vino como anillo al dedo, destino desaparecido y me topo con este que me trata como debe ser.
Un insaciable como yo, un apasiado, con un sexo que rejuvenece y tras de eso buen partido.

Que dure lo que tenga que durar, que como saben yo por hombres no sufro, solo digo que, mi ahora me gusta, y disfrutar de cada Adán es una tarea que ya tengo más que aprendida.


PAULINA

You Might Also Like

0 comentarios

Like us on Facebook

Flickr Images

Subscribe