Cuando dejamos de querernos

1:22






Pasan los días tan a cámara lenta y yo me pregunto, si esto del amor es siempre así tan desquiciante. 
Para poder entender el fondo del problema tuve que sumergirme en todos esos miedos, aquellos que a veces disfrazaba pero seguían allí.

¿Cuando dejamos de querernos? a nosotros mismos. ¿En qué momento nos abandonamos y caemos en el abismo?

Silencio. Escurridizo enemigo. No hay otro reto más grande en la vida que aceptarnos. Vernos todos los días, tocarnos, decirnos las verdades y las mentiras y aún así seguir sin identidad.

El espejo. A veces no somos capaces ni de mirarnos... Mirarnos sin máscaras, sin maquillajes, ni fachadas, mirarnos reales, humanos, frágiles. 

Somos nuestro eco, pesadilla y sueño. Cuando dejamos de querernos, nos fallamos y no hay más culpables, los terceros sobran, y los segundos nos faltan. 







Y así podemos durar años, escondiendonos de nuestro verdadero yo. Pero el siempre está allí, cuando nos sentimos vacíos por no seguir nuestros deseos auténtico
s. 
Entonces ese día lloras, te desgarras, odias todo, te hundes... Pero a la mañana siguiente sacas esa máscara que te pones con una sonrisa y vuelves a evitar tu mundo interior, fijandote en cosas vanales, aferrandote a relaciones y personas tóxicas simplemente para aparentar que el problema es otro, que no eres tú, que son ellos los que te lastiman, y lo sabes, en lo profundo que ese mal que dices que te hacen, solo se debe a que te lo haces más tu que nadie. 

Lo primero es saber identificar que algo está fallando, si no nos sentimos ni bien, ni tranquilos; porque yo soy de las que piensa que la felicidad es una emoción que podemos vivir a lo largo de nuestra vida pero sentirnos tranquilos y en paz con nosotros y nuestras acciones, ese sería para mí el estado ideal al que deberíamos aspirar todos, porque tristeza vamos a sentir, alegría, euforia, felicidad, rabia; todo lo vamos a sentir porque somos humanos y nacimos en este sistema, y no somos el centro sino parte de un todo, en donde tenemos que convivir con otros pensamientos, otros comportamientos, otros errores, otras bondades y socializar con ellas e intentar que dentro de ese entorno donde nos movemos las cosas funcionen, pero como este mundo no es un lugar lineal no hay absolutismos, no siempre va a salir todo bien, no siempre va a salir todo mal; solo va a haber una causa y efecto (seamos nosotros o el otro quien lo ocasione). 

Como dicen, todo empieza en casa. No podemos permitirnos salir ahí afuera a la jungla, y que nos tengamos miedo y que ese miedo a conocernos y a aceptarnos se refleje en las acciones e imagen que mostramos. Pero no lo digo por los demás, porque ese es otro tópico, nos preocupamos demasiado de lo que piensen ellos porque creemos que necesitamos una aprobación, como si otros tuviesen que decidir si somos o no, "alguien". 

Así que cuando para ellos no significamos lo suficiente, entramos en una serie de conflictos de qué podemos hacer para "encajar" para "pertenecer" para decir "Yo soy..."  y, ¿Tú quién eres? 







Cuando dejamos de querernos o, nos encontramos con el dilema de que nunca nos hemos querido 
(que es algo más normal de lo que muchos podrían reconocer) 
Descubrirlo es el primer paso, llorar, entender de dónde viene esa falta de amor propio y empezar a atar cabos del porque muchas relaciones tanto sentimentales, personales y familiares no funcionaron en el pasado.
El pasado ya pasó, no hay que aferrarse a un fantasma, "para siempre es hoy" y tenemos aún tiempo, nunca es tarde para amarnos, para cuidarnos, para perdonarnos, para seguir hacía adelante, pero mejor, pero sin miedo, pero sin odio, pero sin excusas. 

Porque cuando te amas a ti mismo, puedes amarlo todo, puedes entender que a veces las cosas más bellas son las más efímeras que no es necesario atarse a nada, que la compañía no tiene que ser una necesidad y que la soledad nos ayuda tanto a conocernos que si llega es para crecer. 

Deja atrás al niño herido, deja atrás las barreras mentales. Párate en el espejo y saluda a la persona que quieres ser de ahora en adelante.






You Might Also Like

0 comentarios

Like us on Facebook

Flickr Images

Subscribe